¿Debe el CSS emitir un Certificado Final de Coordinación?

Son muchos los Coordinadores de Seguridad y Salud que plantean esta pregunta en los distintos cursos y talleres en los que he intervenido. La pregunta es totalmente oportuna y muy relevante, dado que está en juego la responsabilidad del CSS en caso de accidente laboral en los trabajos que se realizan en esos momentos en los que la obra finaliza, muchos de ellos promovidos por los propios compradores de las viviendas, en el caso de esta tipología de edificación. Esos trabajos están fuera de lo contemplado en el proyecto de obra, y deben considerarse trabajos posteriores a la obra, pero a veces esa barrera entre lo que sigue siendo obra y lo que no, puede no estar tan clara. De ahí la importancia del certificado que se aborda en este post.

En un estudio que realicé con motivo de mi Tesis Doctoral, hice, entre otras muchas, un par de preguntas relativas al Certificado Final de Coordinación a una muestra de 151 CSS. Pregunté si, en sus actuaciones como CSS, solían emitir un Certificado Final de Coordinación, obteniendo los siguientes porcentajes de respuestas.

También pregunté a quién notificaban la emisión del Certificado Final de Coordinación, en caso de elaborar dicho certificado. Los resultados, como se puede observar, son muy variados:

Del análisis de los resultados anteriores, se puede concluir que no hay un criterio claro respecto a la emisión de este certificado, ni tampoco sobre a quién notificar dicha emisión. Razón de más para escribir este post e intentar arrojar luz.

Como respuesta directa e inmediata a la pregunta que se plantea en el título del post, diré que es totalmente recomendable la emisión de este certificado final de coordinación, con notificación al promotor y al colegio profesional. Pero es necesario hacer un análisis más profundo. Veamos.

En primer lugar, debemos formularnos la siguiente preguna: ¿cuándo termina realmente una obra? y es que ese momento es difuso, al igual que, en muchos casos, el inicio. Podríamos pensar que una obra finaliza cuando la dirección facultativa emite el Certificado Final de Obra. Bien. Pero, de todos es de sobra conocido, que ese Certificado Final de Obra (en adelante CFO), a veces se firma antes de que la obra realmente termine (por ejemplo, por presiones del promotor por motivos financieros o para tramitar las licencias de ocupación de las viviendas), y en otras ocasiones se firma un tiempo después de finalizar realmente la obra (por ejemplo, por impago del promotor a los técnicos). A veces incluso, este CFO no se firma nunca.

Y todo ello si hablamos de obras LOE en las que existe este CFO, al que le sigue una recepción de la obra por parte del promotor. Pero, ¿qué ocurre en las obras que están fuera del ámbito de aplicación de la LOE?. En ese caso no hay, en principio, obligación de suscribir ningún CFO a no ser que se requiera expresamente por el promotor o por la adminstración local ante la que se tramita el título habilitante. Puede incluso que no haya ni siquiera un director de obra, y que la obra sólo cuente con CSS (por ejemplo, obras sin proyecto).

Como la casuística es variada, vamos a analizar caso por caso:

1. OBRA LOE (EL CSS NO ES NI DIRECTOR DE OBRA NI DIRECTOR DE EJECUCIÓN)

En ese caso, la obra contará con un documento oficial que reflejará la fecha de fin de obra: el CFO, firmado por dos técnicos distintos al CSS. Si el CSS, como parte integrante de la dirección facultativa, está al tanto de la emisión de dicho certificado y está conforme con la fecha de emisión, podría omitirse la elaboración de un certificado paralelo con la misma fecha. No obstante, es recomendable, en todo caso, reflejar en el libro de incidencias el fin de la obra y la emisión del CFO. A efectos colegiales, el expediente de la obra y por tanto de la CSS, se cerraría con el visado del CFO (no obstante, se recomienda consultar esta cuestión con el colegio profesional al que pertenezca el CSS).

El problema surgiría si el CFO, como ya se ha comentado antes, se firma antes o después de la fecha real de finalización. En ese caso, es recomendable que sea el CSS quien delimite el final de su actuación mediante la emisión de un Certificado Final de Coordinación, cuando considere que los trabajos objeto del proyecto están finalizados. Si el DO o el DEO asumen la responsabilidad de suscribir el final de la obra antes o después de tiempo, el CSS no tiene por qué formar parte de ese juego, y puede continuar con su trabajo hasta la finalización real de la obra, fecha en la que pondrá punto y final a su actuación.

2. OBRA LOE (EL CSS ES TAMBIÉN DIRECTOR DE OBRA O DE EJECUCIÓN)

En este caso, el CSS estaría firmando un documento oficial en el que certifica el final de la obra, por lo que sería suficiente con el CFO, pero debe ser extremadamente diligente a la hora de escoger la fecha de suscripción del documento, evitando emitirlo antes o después de la fecha real de final de obra. Aquí no tiene, a priori, sentido, firmar un Certificado Final de Coordinación con fecha distinta al CFO. Sería la misma persona quien certificaría fechas de final de obra distintas. Quizás se pueda plantear el caso en el que el técnico decide no emitir el CFO por impago del promotor, como herramienta de presión, pero quiera poner fin a su responsabilidad como CSS, dado que la obra realmente ha terminado. En ese (peligroso) caso, la emisión de un Certificado Final de Coordinación previo a la emisión del CFO puede estar justificado, pero no hay que olvidar que el técnico seguiría siendo oficialmente el DO o DEO de la obra, pudiendo tener también responsabilidad en caso de accidente laboral.

3. OBRA NO LOE CON DIRECCIÓN TÉCNICA DISTINTA AL CSS

En este tipo de obras, puede o no emitirse un CFO, que en este caso estaría fuera de lo regulado por la LOE. En este caso es muy recomendable que el CSS suscriba un Certificado Final de Coordinación por dos motivos: 1. En previsión de que el director de las obras no firme ningún CFO, y no exista ningún documento que acredite el final de la obra, o lo firme antes o después de tiempo. 2. Para cerrar el expediente colegial, dado que la dirección técnica puede ser de un colegio profesional distinto (por ejemplo: CSS arquitecto técnico y DO arquitecto), por lo que el colegio profesional del CSS no tendría conocimiento de la finalización de las obras y el expediente colegial quedaría abierto.

4. OBRA NO LOE CON DIRECCIÓN TÉCNICA Y CSS ASUMIDAS POR LA MISMA PERSONA

Estaríamos ante un caso similar al número 2. El DO y CSS debe emitir un CFO, siendo extremadamente diligente en cuanto a la fecha de firma. No tiene sentido dos certificados paralelos con fechas distintas, y tampoco, en principio, es necesario suscribir dos certificados con la misma fecha. Con el CFO el técnico acredita el final de las obras y por tanto, de sus actuaciones profesionales como DO y CSS.

5. OBRA NO LOE SIN DIRECCIÓN TÉCNICA

Si la obra no cuenta con una dirección técnica, tampoco contará con ningún documento oficial que deje constancia del fin de las obras. Es por ello, por lo que el CSS debe emitir un Certificado Final de Coordinación que delimite el final de su actuación y cierre el expediente colegial.

Comentarios adicionales:

  • La emisión del Certificado Final de Coordinación no sirve de nada si no se notifica al promotor, que es nuestro cliente, y quien debe saber que la relación contractual que le une con el CSS ha finalizado. De esa forma, si posteriormente impulsa trabajos en la obra que requieren de un CSS, sobre él recaerá la obligación de volver a designarlo (al mismo o a otro).
  • La vía para remitir el Certificado al promotor la elige el CSS, pero es altamente recomendable utilizar una que permita demostrar la recepción del documento por parte del promotor (entrega en mano y firma de recibí, burofax, o en su defecto correo electrónico con confirmación expresa de recepción).
  • El Certificado Final de Coordinación debe notificarse también al colegio profesional para el cierre del expediente colegial. Esta cuestión, no obstante, es recomendable consultarla con tu colegio profesional, por si tiene establecido algún mecanismo distinto o no requiere el cierre de expedientes.
  • La remisión del Certificado a promotor y colegio es sin perjuicio de comunicarlo de forma opcional también a otros agentes tales como contratista, resto de miembros de la dirección facultativa, o incluso la Inspección de Trabajo en algún caso extremo.
  • El CSS debe acostumbrarse a suscribir un contrato con el promotor independiente de la hoja de encargo colegial, que incorpore distintas cláusulas que le sean favorables en caso de incidencias de cualquier tipo. En dicho contrato, el CSS también debe reflejar el hito que pone fin a su relación contractual con el promotor y que delimita el final de la obra. En ese sentido, puede incorporarse en el contrato, que la relación contractual finalizará en el momento de la recepción, por parte del promotor, del Certificado Final de Coordinación emitido por el CSS. Sin perjuicio de otras formas de resolver el contrato.

A continuación, te adjunto un modelo de Certificado Final de CSS que puedes utilizar si deseas. Está en formato Word: Descargar

Espero que el post haya sido de tu interés. Si tienes cualquier duda contacta conmigo.

Autor:
Francisco José Martínez Montesinos
fran@seguridadconstruccion.com

Anuncios

2 comentarios en “¿Debe el CSS emitir un Certificado Final de Coordinación?

  1. Desde hace muchos años, sigo pensando que SI, por el siguiente motivo, en muchisimas ocasiones nos hemos encontrado que el cliente, por los atrasos de la terminación de obra, necesita dicho documento a falta de pequeñas cosas, como terminación del zagúan, pintores, etc. y para empezar el papeleo, bancos, notaria, compromisos, lo necesita el Promotor y, el arquitecto firma el CFO, y no te queda otra que firmarlo. Puede pasar facilmente un periodo de tiempo corto (20 días), para la terminación definitiva y ocurre el ACCIDENTE aunque sea leve, pero la llamada es al 112, y se aplica el protocolo, y para los juzgados, nos encontramos con un final de obra sin terminación real……Problema.
    Po otro lado hay otro tipo de obras que se realiza un ACTA DE RECEPCION PROVISIONAL, y la constructora tiene 30 días para subsanamiento de deficiencias……Problema.

    Según la ITSS de Murcia, si se hace el CFO, la obra se encuentra acabada, (no existe documento que la ITSS lo confirme), y no siendo esto cierto.

    Por tal motivo lo aconsejable es que se realice el CFO de CSSFE, cuando el centro de trabajo se encuentre totalmente terminado, de otra forma ni MUSSAT o similar, nos cubriria, porque existe un CFO, y en un Fiscal nos acusaria directamente por falsedad documental.

    Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s